A la hora de mantener una casa ordenada, no basta con colocar todas aquellas cosas que debido a su uso diario, hacen que nuestra vivienda no esté tan organizada como te gustaría.

Y es que, por más que arregles el desorden cotidiano, si no eliminas aquellos objetos que ya no utilizas y que seguro que acumulas en casa ¡ésta nunca estará completamente ordenada!

Ordenar implica no solamente reubicar objetos y guardarlos, sino también deshacerse de un montón de cosas que hemos acumulado con los años, casi sin darnos cuenta y que no son útiles, pues llevan años guardadas sin usarlas. ¡Hazte a la idea de que ha llegado el momento de tirar, donar, vender y regalar muchas cosas!

casa en orden

Para que este proceso no te resulte tan traumático, ¡sigue estos 7 consejos!

1) Haz un calendario: días y horarios en los vas a realizar esta tarea. Va a ser más fácil comprometerte con la tarea si la tienes asignada como una rutina a cumplir. Además, vas a poder minimizar interrupciones y maximizar tu tiempo.

2) Ordena un cuarto a la vez. Visualiza cómo te gustaría que quede cada habitación. Fíjate objetivos para cada espacio, tomando nota de qué es lo que habría que cambiar en cada uno y tachando tareas a medida que vas avanzando.

Otra cosa que puedes hacer es ir sacando fotos del proceso, documentando el “Antes” hasta llegar al “Después”. No sólo te va servir de referencia, ¡va ser super reconfortante cuando veas la foto final y la compares con la primera foto del desastre!

3) Fíjate una fecha límite. Es la mejor opción para finalizar esta tarea a tiempo. Utiliza como referencia la fecha en la que tienes pensado empezar a mostrar la casa. Si la fecha se te viene encima, no sería mala idea pedir ayuda a familiares y amigos.

4) Pequeños pasos. La acumulación de objetos en tu casa no apareció de la noche a la mañana. De la misma manera, no esperes que desaparezca de un día para el otro, si no, te vas a frustrar.

5) Organiza los objetos que vas ordenando en categorías: “Guardar”, “Tirar”, “Donar”, Vender”, etc. Cada caja o bolsa debe contener una de estas categorías, con su etiqueta correspondiente. Ser organizado en esta etapa te va a ahorrar tiempo y esfuerzo después, cuando tengas que mover las cosas y disponer de ellas.

6) Tirar. Sí, te lo repetimos porque sabemos lo difícil que es… A algunos les cuesta más que a otros, eso sí. Una regla que te puede ser útil es deshacerte de todo aquello que hace por lo menos un año que no utilizas.

7) Deja todo embalado. Lo que ya sabes que no vas a usar próximamente, embalado y etiquetado y ponlo en el garaje, sótano, trastero, etc.

Fuente original: Remax/España
Siguiente
Este es el post más reciente
Previo
Entrada antigua

Publicar un comentario

Gracias por compartirnos tu opinión sobre este post.

 
Top