¿Piensas que llegó el momento de invertir en una casa propia?

¡Adelante!, es una gran decisión que sin duda impactará para siempre tu vida y la de tu familia.
Sin embargo es un paso tan importante que no debes tomarlo a la ligera.

Acá te compartimos al menos 6 pasos para hacer una compra de casa inteligente:

comprar una casa

1. Establece metas financieras

Procura que tus metas financieras sean realistas, que correspondan a tu estilo de vida actual y a tu situación financiera. Si cumples con los dos elementos básicos para ser un comprador calificado (ingresos estables y buen record crediticio) entonces estarás listo para iniciar el proceso de solicitud de crédito de inmediato.

Si no cumples con lo anterior, indaga sobre lo que necesitas y prepárate. La mejor forma de hacerlo consiste en planificar trazando fechas para alcanzar los objetivos.

2. Evalúa las ventajas y desventajas de ser propietario

Podría parecer que ser comprador de una casa solo representa ventajas, pero siendo honestos, ser propietario también implica grandes responsabilidades que pueden resultar en problemas si no se está listo para asumirlas.

¿Aceptas el reto? Adelante, sigue al próximo paso.

3. Organiza tus finanzas

Comprar una propiedad no es fácil, y aunque tiene muchos beneficios a largo plazo debes planificarlo muy bien. Es importante que cuentes con algún ahorro para el pago inicial, para los gastos de cierre o incluso para la mudanza. Es importante que te orientes antes de hacer el contrato de compra-venta a cuanto ascenderán estos gastos.

Toma nota que también puede haber algunos gastos por mejoras a la propiedad que sean necesarios inmediatamente para poner la vivienda habitable y a tu gusto.

También recuerda que es muy importante, no adquirir ninguna deuda nueva de gran escala mientras estás en el proceso de aprobación de crédito para la compra ya que esto afectaría tu record crediticio.

Si tienes claras tus finanzas, da el siguiente paso.

4. Pide una pre-calificación bancaria

Comprar una casa especialmente en Guatemala es un paso importante pero debes llegar a él luego de tener claro tu situación financiera, porque los bancos te pedirán cuenta de tus deudas y de tus ingresos y querrán estimar tu capacidad de pago. La pre-calificación es simple de realizar y no representa un compromiso de compra.

Además, precalificarte te dará una muy buena idea de si eres apto para la concesión de un préstamo hipotecario o qué debes hacer para calificar en el futuro si en el momento no cumples con los criterios requeridos.

¿Ya te pre calificaron?

Ver también: ¿Puedo comprar casa si soy pequeño empresario?

5. Determina cuánto puedes y quieres pagar

El banco te dirá un estimado de la cantidad máxima que te aprobarán, sujeto a que presentes todas las evidencias de gastos e ingresos. Pero eso no quiere decir que debas comprar al precio máximo que te aprobarán.

Recuerda que tendrás otros gastos, que el banco no considera como los gastos no regulares en tu presupuesto y no es buena idea llevar tus finanzas al límite.

¿Tienes claro cuánto estás dispuesto a pagar?

6. Contacta al agente de ventas que te ayudará a elegir el mejor proyecto residencial

El proceso de elegir y comprar casa no es sencillo, y un agente de bienes raíces te puede ayudar a realizar la mejor elección.

El se encargará de orientarte sobre los pasos a seguir, incluso te ayudará a reunir la documentación correcta. Apóyate en tu asesor de ventas para que la experiencia de comprar tu nueva casa sea positiva.

¿Ya tienes un agente de ventas que te asesore?

Publicar un comentario

Gracias por compartirnos tu opinión sobre este post.

 
Top