Casa en Guatemala
Si bien es cierto que comprar una casa puede ser el más grande sueño de una pareja o una familia, este sueños se suele postergar por varios factores, siendo el principal de ellos el tema económico.

La idea de adquirir un crédito por varios años a cambio de un bien inmueble suele causarle intranquilidad a muchos, seguramente porque desconocen que hay varios seguros hoy en día que protegen su inversión.

Otros en cambio prefieren la idea de alquilar porque a pesar de las molestias de ser inquilino esto les representa menos compromisos a largo plazo y no tienen que lidiar con el deterioro de la propiedad.

Sin embargo la realidad de vivir bien y cómodamente tiene que ver con muchas cosas y hoy quiero compartir contigo al menos cinco ventajas de vivir en casa propia y que seguramente no habías considerado detenidamente:

1. Te da seguridad familiar

Uno de los más grandes beneficios de vivir en una casa propia es el sentido de logro tanto a nivel personal como familiar. Dar el paso de comprar algo para toda la vida no solamente te hará sentir satisfecho y realizado de alcanzar una meta importante en la vida sino que dará a tu familia esa sensación de tranquilidad de vivir en un techo propio.

 Esto es algo que agrega gran valor a la unidad familiar.

2. Sentido de estabilidad

A diferencia de alquilar una casa, siendo propietario no tienes que mudarte año con año. Lo cual también implica altos costos y molestias. No tendrás que desalojar tu vivienda repentinamente porque el arrendante te lo demande o tener que soportar incomodas inspecciones.

Por el contrario, comprar una casa nueva representa estabilidad y tranquilidad emocional pues no estás sujeto a un contrato temporal. Simplemente lo tuyo es lo tuyo.

3. Ganas plusvalía

Sin lugar a duda, invertir en bienes raíces sigue siendo la opción más rentable hoy en día. Casi sin excepciones tu propiedad ganará valor año con año y en el futuro si así lo desearan podrán venderla con un valor mucho más alto incluso sobrepasando los intereses que hayas pagado por el crédito.

De ahí que además de vivir en lo propio, estarás haciendo el mejor negocio de tu vida.

Ver también: ¿Buscando una casa buena, bonita y cerquita?

4. Libertad de decidir sobre tu espacio

Si algo maravilloso tiene el ser propietario de una casa nueva en Guatemala es la enorme sensación de libertad. ¡Así es! En tu propia casa tú decides sobre tu espacio.

La puedes pintar del color que quieras cuando quieras. Podrás hacer las remodelaciones que consideres a tu gusto sin límites. Nadie te impedirá que muevas algo y las transformaciones que hagas serán siempre para bien y gusto de tu familia.

Si decides ampliarla, aún esa inversión le agregará más plusvalía a tu propiedad.

5. Construyes un mejor futuro

Finalmente, otro de los grandes beneficios de invertir en una casa nueva es que esta se convierte en tu mejor referencia de crédito. Si pagas responsablemente esto te abrirá posibilidades ilimitadas ante los bancos para adquirir cualquier otro bien o propiedad en el futuro con mucha facilidad.

Con toda seguridad en el mediano plazo necesitarás una casa más grande ya sea para tu familia o para inversión y esto te dará la posibilidad de ampliar tu patrimonio familiar.

Como puedes ver, las ventajas de tener una casa propia son enormes y de gran valor. Muchas veces valor económico y en otros casos valore emocional. Por lo que esperamos que con este post puedas animarte a dar el paso más importante de tu vida.

Si deseas adquirir tu propia casa en los proyectos más rentables en Guatemala, consúltanos.

Publicar un comentario

Gracias por compartirnos tu opinión sobre este post.

 
Top